Mentiras y comadrejas – Ep. 1 – El pergamino a medio quemar

  • TheWeasel_1_Header-1920x1080-1.png


    Comadreja

    - animal pequeño y delgado, similar a un armiño

    - dícese de la persona engañosa o traicionera

    (Glosario antiguo)


    Si alguien hubiera preguntado qué era lo que más odiaba Cassius Aelius en su vida, habría respondido: el invierno, los encargos de su tío y las malas noticias que llegarían por la mañana.


    Sin embargo, aquí estaba Cassius, en el mismo borde del mundo en tierras bárbaras, justo al lado del mar del Norte. En invierno. Enviado aquí por decreto de su tío para una asignación. Cassius se despertó con dificultad para escuchar las noticias que habían traído sus subcomandantes, dos galos de aspecto bárbaro.


    Ya habían entrado en la habitación, sin tocar la puerta primero claro. Bryden y Halen. La "Colina" y las "Aguas salvajes" en su idioma. Todavía a medio despertar, Cassius pensó en lo perfectos que eran aquellos nombres para los soldados. Bryden, el haudeano de pelo escuro, siempre con el ceño fruncido, parecía una colina, o más bien una roca sólida que apareció abruptamente por una broma de los dioses en medio de la habitación de Cassius. Tocar la puerta habría sido un detalle. El otro era todo lo contrario. Ataviado con un traje de batidor con capucha, no paraba de moverse, el segundo comandante le recordaba a Cassius a un frío arroyo de la montaña buscando su propio camino a través de las montañas. Halen no parecía fuerte, pero Cassius no se hacía ilusiones de que este galo de ojos azules fuera un oponente más peligroso que su amigo de armadura completa en cualquier conflicto.


    "Ha vuelto a suceder," Halen comenzó su informe. "Otras dos aldeas han sido masacradas a pocos kilómetros al oeste de aquí. Como siempre, sin supervivientes. Sin testigos. Quemados hasta los cimientos. Unos cuantos ataques más así, y la gente de aquí comenzará una revolución."


    "Ya oí algunas conversaciones de camino hacia aquí", dijo Bryden, con una profunda voz que sonaba apagada. "Esas tierras se unieron hace poco al imperio con la promesa de seguridad y prosperidad, y lo único que han conseguid es que sus pueblos sean quemados noche tras noche sin que nuestra guarnición haga nada al respecto".


    Cassius respondió, aún tratando de despertarse bien. "No podemos hacer mucho en cuanto a defensa si no recibimos informes, y mucho menos a tiempo", continúo frotándose la cara en un intento más serio de deshacerse de su somnolencia. "Y tampoco podemos hacer nada si no tenemos ni idea de quiénes son los que atacan. Hay demasiadas aldeas aquí, no podemos poner una guarnición de tropas en cada una de ellas. Eso llevaría a una revuelta mucho más rápido que cualquier otra cosa, y no nos permitiría reaccionar a tiempo si ocurre algo en el otro lado de la región. Ambos sabéis eso de sobra".


    "Sí, nosotros lo sabemos. Pero es bastante complicado de explicar a aquellos que han perdido a sus amigos y allegados asesinados. Además…" Halen parecía inseguro, como si tuviera dudas. "Esta vez, sean quienes sean los que atacaron, dejaron algo tras ellos. Echa un vistazo a esto."


    Halen buscó en su bolsa, sacó un pergamino medio quemado y se lo dio a Cassius.


    Bueno... Al menos había algo bueno del hecho de haber nacido y pasado la mayor parte de su vida anterior en la finca de su tío. Cassius estaba acostumbrado al constante espionaje de los sirvientes y a que todos sus movimientos y acciones fueran informados inmediatamente. Su cara no cambió al abrir el pergamino.


    "¿La comadreja?", se encogió de hombros con indiferencia. "Qué firma tan extraña... ¿Estáis seguros de que esto viene de los atacantes?".


    "La verdad que no," dijo Halen, que observaba la cara de Cassius, aparentemente decepcionado. "Pero Bryden y yo creemos que este pergamino es la clave, si encontramos a quién lo dejó en el pueblo, podríamos descubrir qué poderes están detrás de todos estos recientes ataques".


    "Bueno, os deseo todo lo mejor para que descubráis quién es", dijo Cassius al tiempo que llegaba a su escritorio. "Ahora... Tengo bastante trabajo que hacer aquí. Enviad a los heraldos y recordad a los aldeanos que deben informar de cualquier cosa inusual. Retiraos".


    Cuando los galos salieron, Cassius volvió a examinar el dibujo. Sí, no había ningún error. Reconoció la firma inmediatamente. Era perfectamente consciente de a quién pertenecía este pergamino medio quemado.



    TheWeasel_1_Riddle-1920x1080-1.png


    Acertijo: resuelve el puzle.

    Un héroe necesita bajar por el acantilado unos 100 metros. Tiene 75 metros de cuerda y un cuchillo. ¿Cómo puede hacerlo?


    Da tu respuesta en este enlace! 👈⬅️


    Por favor, nota que debes dar tu respuesta en el enlace que se muestra encima de esta línea, no respondiendo en este hilo.


    Información general:

    Inicio 22.02.2021 – 09:00 (UTC+0)
    Fin 09.03.2021 – 09:00 (UTC+0)
    Ganadores recibirán el premio por email el 22.03.2021
    Premios 100 códigos x 50 Gold
    Los ganadores se eligen 100 los ganadores serán elegidos al azar entre todos los participantes que hayan dado la respuesta correcta.
    Oro valido hasta 31 de diciembre, 2022
    Nota Cada usuario sólo puede participar en el concurso en una comunidad.